¿Conoces el origen de los Reyes Magos?

Con la globalización las tradiciones están cambiando y los Reyes magos corren el riesgo de convertirse en simples figuritas de chocolate que regalar en navidad. Este artículo tiene menos que ver con tu salud dental y más con la ilusión de una tradición que no debe perderse en el tiempo.

Evolución en el tiempo

En los Evangelios se menciona que llegaron unos “magos” desde países extranjeros para rendirle homenaje al recién nacido y entregarle regalos simbólicos.

Sin embargo, con el paso del tiempo se ha sabido que en las escrituras no se precisa que fuesen reyes y ni siquiera que fuesen tres. Únicamente se describen los obsequios recibidos: oro (un presente que normalmente se destina a los reyes), incienso (que se utilizaba para rendir culto a Dios) y mirra (una sustancia con la cual se embalsamaba).

¿Eran realmente magos?

Podrían haberlo sido y en la ilusión de millones de niños y adultos lo son. Aunque es cierto que la palabra “mago” es muy antigua y en aquella época se utilizaba para designar a los miembros del sacerdocio.

La palabra “mago” también significaba hombres sabios, probablemente astrónomos que conocían el movimiento de las estrellas, razón por la cual se apunta que fueron conducidos por una señal en el cielo.

¿Y vienen desde oriente?

En las escrituras se cuenta que estos magos provenían de tres zonas diferentes: Europa, Asia y África. Sin embargo, pudiera tratarse de una simbología, un intento de aunar las tres razas y los continentes conocidos en aquella época.

En la actualidad los historiadores afirman que es muy probable que provinieran de una zona más allá de Tartessos (que hoy ocupa Andalucía). Por tanto, el hecho de que los Reyes Magos provienen del Oriente es tan solo un mito. ¿Se imaginan que fueran más cercanos de lo que pensamos?

La tradición.

En sí, la tradición consiste en escribir una carta a los magos solicitando juguetes o deseos que queremos cumplir para que la noche del 5 de enero, sus majestades pasen por casa y dejen sus presentes.

El ingrediente secreto de que perdure en el tiempo, la ilusión de los pequeños y la Fe de los mayores.

Nuestro ingrediente cuidar de los que más queremos, nuestros pacientes y atender a los más pequeños con los mejores servicios de odontología pediátrica.

En Nou Dent velamos por tu salud y la de los tuyos. Ven a vernos, la primera consulta es gratuita.

Leave a Reply

Pide cita gratis

Clínica más cercana

Acepto los términos